7/6/16

¿Nos hemos vuelto locos? España cuelga el cartel de 'todo vendido' en sus promociones


Sucedía el 10 de octubre de 2014. Aquella madrugada, cerca de medio centenar de personas pasaba la noche a la intemperie, con sillas y mantas -como quien espera para ver un concierto de Bruce Springsteen-, para poder optar a una de las 62 viviendas que Solvia, la inmobiliaria de Banco Sabadell, ponía aquel día a la venta en su primera promoción en Barcelona, en la calle Sancho de Ávila número 15, en una de las zonas con mayor atractivo de la ciudad y donde, desde hacía años, no se levantaba una solavivienda nueva. La comercialización se cerró en tiempo récord y llegaron a interesarse por ella más de 1.000 personas.

Aquellas imágenes sorprendieron porque evocaban claramente los excesos del pasado a pesar de que aquel año, en 2014, por primera vez comenzaba a hablarse de estabilización del mercado inmobilario tras uncatastrófico 2013. Sin embargo, se convirtieron en la antesala de lo que estaba a punto de suceder en nuestro país. De hecho, apenas un mes más tarde, en la capital, se desataba la locura compradora de más de 300 cooperativistas por hacerse con el solar que el Ministerio de Defensasacaba a subasta en Madrid y que tantos quebraderos de cabeza les está dando hoy en día.

De hecho, en el último año, la venta sobre plano en España ha experimentado un auténtico 'boom', como quedó patente en la última edición del Salón Inmobiliario de Madrid (SIMA), la mayor feria del sector en nuestro país. Allí, hace menos de un mes se constató cómo el 'stock', la gran piedra en el camino durante los peores años de la crisis, ha desaparecido en buena parte de la geografía española. Y no solo eso, sino que la ausencia de obra nueva ha provocado que cuando sale producto de nueva construcción, especialmente en zonas donde hay demanda, lacomercialización se cierre en cuestión de días. España vuelve a colgar el cartel de 'se vende' en buena parte de sus promociones.
Infografía del proyecto Jacinto Labaila en Valencia de Libra Gestión.

"De las 750 viviendas que tenemos actualmente en promoción o gestión, el 90% están totalmente vendidas, de ahí que ni siquiera decidiéramos acudir al SIMA", asegura a El Confidencial Miguel Palmero, director general de la gestora de cooperativas Libra Gestión. "En apenas mes y medio hemos vendido el 70% de una promoción de 52 vivendas en Valencia, en el distrito de Patraix. Una zona consolidada, donde hace mucho tiempo que no se ha construido nada y donde se han puesto en el mercado pisos de calidad, grandes, con muchas dotaciones y a muy buen precio, frente a la oferta de la segunda mano", añade Palmero. 

Escenas como las que se describen más arriba han dejado de ser aisladas. Hace poco más de dos meses, este mismo 'servicer', Solvia, vendía en apenas 48 horas otra promoción de 36 viviendas en Valencia (un proyecto de Sareb) lo que, según fuentes del sector, se explicaba ante el parón constructor en la ciudad en los últimos cinco años. Apenas unos días después, la historia se repetía en la misma ciudad. Esperas de hasta 30 horas para no quedarse sin una vivienda. ¿De locos?

De media, durante la primera semana estamos reservando prácticamente el 90% de las casas

Otro de los 'servicers' más potentes del mercado, Servihabitat, ha constatado este voraz apetito comprador en los últimos doce meses. La compañía ha puesto en el mercado diferentes promociones sobre plano en Madrid, Cataluña, Navarra y Canarias -con precios entre 150.000 y 850.000 euros-, cuya comercialización también se ha cerrado en tiempo récord.

Según explican desde la compañía, "en muchos casos se registran de entrada listas de interesados de cerca de 1.000 solicitantes. Para iniciar lacomercialización se realiza una jornada de puertas abiertas, normalmente en un hotel de la zona, en la que se gestionan entre 200 y 250 visitas durante el primer fin de semana. Los resultados suelen ser cerrar la primera semana aproximadamente el 90% del producto reservado de media. Es más, en una de esas jornadas de puertas abiertas, durante el primer fin de semana de comercialización, reservamos en la mañana del sábado, en apenas cuatro horas, el 90% del producto a la venta”.

También desde Sareb constatan este renovado apetito comprador. La sociedad ha empezado a comercializar ocho promociones repartidas entre Madrid, Valencia, Málaga, Barcelona y Alicante y las cifras de ventasson positivas. En dos meses se han reservado cerca de 270 inmuebles de los 425 sacados a comercialización, es decir, alrededor del 65%.

"Solvia ha hecho una precomercialización intensa en estas zonas donde existía una demanda de viviendas de obra nueva. Además, se trata de un producto con mejores calidades, que ofrecen posibilidades de personalización de algunos acabados y diferentes tipologías", explican desde Sareb.
¿Regreso a los excesos del pasado?

Ante este panorama, ¿deberíamos preocuparnos?, ¿podemos volver a caer en los errores del pasado? Los expertos creen que no ya que el problema es la falta de producto en zonas donde se ha producido una importanterecuperación de la demanda. Buena parte del 'stock' ha sido absorbido, especialmente en puntos muy concretos de la geografía española y no se han puesto en marcha nuevas promociones. De ahí que cuando sale un producto que se adapta a las necesidades de esa demanda y que además está en precio y puede competir con la oferta de segunda mano, se agote en cuestión de horas o de días. 

"La demanda retenida tiene sus criterios de vivienda, calidad y tipología de la misma muy claros. Si lo encuentra, dada la escasez existente de buen producto, apuesta por la compra", explica Samuel Población, director nacional de residencial y suelo de CBRE. "Falta de producto de obra nueva de calidad en el centro de Madrid. Lo mismo sucede en Barcelona y la Costa del Sol. Hay demanda y por eso el producto bueno se vende. Atocha 55 es un claro ejemplo, pero fuera de la capital el mercado también se está moviendo mucho. Otro ejemplo es Atria Homes, de Neinor. 148 viviendas exclusivas que comercializa CBRE. En un mes se han vendido 20 unidades", añade este experto. 

Según el último informe residencial de Servihabitat, a cierre de 2015 el número de viviendas sin vender se situaba en 492.000 unidades y espera que se reduzca en un 25% hasta las 367.000 viviendas a cierre de este ejercicio. Una cifra que Juan Carlos Álvarez, director general de negocio inmobiliario de la compañía, calificaba esta semana de 'stock' técnico. "En determinadas ciudades no será posible cubrir la demanda con el 'stock' existente lo que, inevitablemente, acabará provocando un repunte de los precios". Como está sucediendo en Madrid o Barcelona, donde se puede hablar de dicho 'stock' técnico.

Precisamente, en la Comunidad de Madrid existen actualmente algo menos de 5.500 viviendas nuevas a la venta, mientras que en la capital la cifra se reduce hasta algo menos de 2.200 unidades, según datos de la Sociedad de Tasación, lo que, en opinión de la tasadora, pondría de manifiesto la incipiente recuperación de la demanda y el deseado regreso de la financiación. Una tendencia que, de mantenerse, y si no se levantan nuevas promociones, "podría provocar que Madrid se quede sin casas nuevas a la venta en menos de un año", aseguraba hace escasos meses Juan Fernández-Aceytuno, director general de esta compañía.

Fuente: http://www.elconfidencial.com/
 
Vuelos Baratos