16/5/16

Los consumidores españoles ponen un notable al alquiler vacacional: no olvide sus derechos


Según una encuesta realizada por la Organización de Consumidores y Usuario (OCU) a los consumidores españoles un 72% afirma haber encontrado su casa para las vacaciones en Internet, de los cuales un 70% hizo la reserva por internet y el restante 30% reservó directamente con el propietario usando canales tradicionales, como el teléfono.

Las reservas se realizaron predominantemente (un 72%) para las vacaciones de verano, la mayoría (un 66%) eligió un apartamento en España (un 91% frente a un 9% fuera de España) para tres o más personas (55%), en la costa (un 54%) y durante un periodo máximo de siete noches (63%).

La satisfacción media de los encuestados es de un 7,9 sobre 10, sólo un 4% se ha declarado muy insatisfecho frente a un 68% que afirma estar muy satisfecho, y un 88% recomendaría el alojamiento a sus conocidos y amigos. El problema más frecuente en la práctica que se encuentran los consumidores es que el alojamiento no se corresponde con sus expectativas.
Se recomienda usar portales especializados

A la hora de reservar o contratar el alquiler vacacional es importante que el consumidor conozca sus derechos y sepa qué legislación le ampara en cada caso. Si contrata con un particular se le aplicará la normativa civil del alquiler o en el caso de que la comunidad autónoma disponga normativa turística autonómica también regularía ciertos derechos para el consumidor. En el caso de contratar con una agencia o empresa le protege la legislación de consumo.

La OCU avisa a los usuarios que seleccionar portales especializados como Airbnb o Homeaway puede ser más conveniente ya que ponen más filtros a la hora de admitir a los anunciantes y disponen de más información y opiniones de otros usuarios que hayan podido seleccionar dicho apartamento.

Independientemente de dónde decida contratar su alojamiento online la OCU da una serie de recomendaciones a los consumidores para verificar el anuncio y evitar posibles engaños. Se deben revisar los datos del anunciante, las características el inmueble, el modo de pago, la entrega de llaves y la persona de contacto. Si se contacta previamente con el anunciante por email o teléfono se puede verificar estos datos y aclarar las dudas que le pueda surgir. Si se puede elegir, haga la reserva pagando la menor cantidad posible e intente no pagar el resto hasta su llegada.

La organización pide que se simplifiquen los requisitos para particulares a la hora de poner en alquiler una vivienda de su propiedad, ya que actualmente se observa una excesiva burocracia a los consumidores en este sentido y las prohibiciones actuales en algunas comunidades autónomas protegen más a los profesionales y empresas del sector que a los propios consumidores. En este sentido la OCU reclama medidas lógicas y razonables que no impliquen limitaciones a los particulares que opten por alquilar su vivienda para vacaciones.

Fuente: http://www.eleconomista.es/
 
Vuelos Baratos